Guardianes y Guardianas del Loakal

Spread the love

En el mes de los humedales, el Chef, Vicente Cuevas y los integrantes de Sabor Al Natural celebraron al Jaaukanigás con música, gastronomía a base de pescado y la distinción Guardianes y Guardianas del Loakal.

Obras de Candela Pietropaolo colgando de corpulentos árboles, cerámica del taller que coordina Hernán Wilam en El Nido y un escenario que brota de las raíces de un Timbó completaban la escena del Club de Caza y Pesca Reconquista. [CLIC para ir al Álbum completo ]

Los restos materiales de las primeras familias de cazadores y pescadores, que poblaron la rivera oeste del Paraná en el norte santafesino, tienen 2000 años de antigüedad. En 1536 las crónicas europeas hablan de Mepenes y más tarde, hacia mediados de 1700, los jesuitas refieren a los Abipones Jaaukanigás (Gente del Agua) como los pobladores de estas tierras.

El sacerdote, Martín Dobrizhoffer, que vivió y registró su estadía entre los Abipones menciona la palabra Loakal, para referirse a un concepto que desde la mirada occidental abarcaría alma, imagen, sombra, eco. Una energía que se mueve con libertad en el mundo material y el plano espiritual.

“El Loakal es el alma de los antepasados que estaban en todas las cosas. En el canto de los pájaros, el eco del río, el murmullo del remanso, en la sombra, en la luz, en todo eso estaban los antepasados manifestándose de alguna forma”, recordó Vicente Cuevas, antes de mencionar los Guardianes y Guardianas del Loakal 2021, la distinciones que fueron entregadas el domingo 07 de febrero en el Club de Caza y Pesca Reconquista.

Mirta Ríos, nacida y criada en Puerto Reconquista donde practica la pesca de subsistencia y la pinta. Sus obras ya tienen un lugar reservado en el Club de Caza y Pesca para la exhibición.

Patricia Gómez, cantora popular de Reconquista. Difusora de la música, costumbres y tradiciones del Litoral y el Jaaukanigás.

Nilda Raffin, investigadora y difusora de las plantas autóctonas y sus propiedades.  

Pedro Rivas, responsable del rescate, cuidado y la siembra de la mayoría de los árboles nativos del Club Caza y Pesca. La mano verde del lugar.

Carlos Echegoy, impulsor de la creación del Sitio Ramsar Jaaukanigás y proponente del nombre que rescata la parcialidad de los Abipones que vivían en la rivera del Paraná.     

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *